¿Qúe comían los gladiadores?

Para alimentar la curiosidad de muchos lectores, quiero dedicar este post a hablar del tipo de alimentación que llevaban los gladiadores en las épocas antiguas. Los gladiadores eran guerreros preparados para la lucha cuerpo a cuerpo, equipados con lanzas, espadas, escudos y armas blancas. Su preparación era única y exclusivamente realizada para combatir en la arena de los circos, donde muchísimo público ansiaba ver el espectáculo de un grupo de hombres compitiendo por quedar en pie en duelos a muerte, donde conservar la vida era el único premio. Los gladiadores para poder luchar con eficacia y aguantar las heridas y ataques de sus rivales durante las peleas, debían llevar un entrenamiento y una alimentación idónea, para resistir lo máximo posible los combates y acelerar la recuperación de sus heridas. Según estudios e investigaciones realizados por la Universidad de Viena y Berna, en Austria y Suiza respectivamente, en la ciudad romana de Éfeso, una región perteneciente a Turquía, se llevaron a cabo investigaciones y se analizaron más de 20 esqueletos hallados allí, pertenecientes supuestamente a antiguos gladiadores romanos. Los resultados mostraron que la alimentación que seguían estos gladiadores estaba basada en alimentos vegetales y que apenas comían alimentos de origen animal.

Las muestras de los huesos recogidos, demostraron que la densidad de los huesos de estos guerreros era mucho mayor que las muestras de otros sujetos normales que no practicaban el arte de la lucha. Según la ciencia, se debe a que los alimentos vegetales contienen grandes cantidades de calcio y de estroncio, que les permitían aguantar más los golpes y las heridas. Sabemos de antemano que el calcio es un mineral esencial para el buen desarrollo de los huesos y que los vegetales son ricos en vitamina C que favorece su absorción. El estroncio, para los que no lo conozcáis, es un mineral presente en nuestro cuerpo en cantidades infinitesimales. Guarda una estrecha relación con el calcio, ya que los dos tienen el mismo peso atómico, por lo que nuestro organismo puede utilizar el estroncio y sustituir al calcio cuando éste es deficiente. Se afirma también, que los antiguos gladiadores se preparaban brevajes de plantas para agilizar el proceso de recuperación después de los combates. Esto es debido a que los alimentos más ricos en estroncio y calcio son los vegetales.

gladiadores

Imagen extraída de la película Gladiator

Aunque se alaba mucho a estos nutrientes, es importante tener en cuenta que su buena forma física también se debe al conjunto de todos los nutrientes en general, no solo de los dos anteriores. Si recordamos viejas películas, como la de Gladiator o Espartaco, en varias escenas salen algunos personajes que hacian el papel de gladiadores comiendo legumbres, y en cambio los reyes y emperadores, se atiborraban a carne y frutas exóticas. La razón exacta de que los gladiadores basaban su alimentación en alimentos vegetales, no era porque obtuvieran más beneficios a la hora de encarar sus combates, sino que en realidad eran esclavos y comían lo que les ponían. Normalmente darle legumbre y vegetales a los esclavos apenas suponía coste para sus dueños. Si que es cierto que las carnes, los pescados y las frutas exóticas se guardaban para ocasiones especiales, como banquetes y victorias de guerra. Estoy totalmente seguro, que un gladiador, si le dan a elegir, preferiría comerse antes un buen chuletón de cordero con un rácimo de uvas que un plato de judías. Esto no quiere decir, que tal vez para sus peleas sean mas adecuadas las judías, pero buenamente sabemos que la introducción de alimentos de origen animal como carnes y pescados también hubiera supuesto una gran ayuda en sus combates, pues la carne básicamente está compuesta por colágeno, por lo que la ruptura de este colágeno para conseguir aminoácidos de calidad hubiera sido una ayuda muy importante.

En fin, yo ya sabéis que soy más partidario de las legumbres, ya que la carne de hoy en día no se asemeja ni de lejos a la de aquéllos años, que todos los animales se criaban al aire libre. Ni siquiera las legumbres son iguales. Así que ya sabéis, si queréis poneros como gladiadores compañeros, nada mejor que un buen plato de judías con arroz y una ensalada de lechuga y espinacas frescas.

Espero que os sirva de ayuda, y ¡a seguir sanos no lo olvidéis!.

 

Mira esto

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

One comment to this article

  1. Cesar

    on 6 Diciembre, 2015 at 5:28 PM - Responder

    Muy interesante. Aunque como bien dices comían eso porque no tenían mucho que elegir.

Deja un comentario