El futuro prometedor de la chía

La chía, conocida también como salvia hispánica, es considerada un super-alimento por muchos especialistas en salud, debido a sus fantásticas propiedades. Tiene un futuro prometedor, así lo dicen estudios como éste donde se hablan de sus enormes beneficios.

En este artículo no quiero hablar de las numerosas ventajas que tiene consumir chía, ya que hay cientos de entradas donde se habla de ello. Lo que sí que quiero, es matizar algunos aspectos relacionadas con la misma y de como tomar la decisión de incluirla en nuestra alimentación es una sabia opción.

¿Por qué tomar chía?

Principalmente por su riqueza en ácidos grasos Omega 3, en especial ácido alfalinolénico, precusor de otros importantes ácidos Omega 3 (valga la redundancia) de cadena larga como son el DHA (docosahexaenoico) y el EPA (eicosapentaenoico).

Su verdadera importancia reside en su contenido en fibra insoluble en forma de mucílagos, que van a mejorar mucho el tránsito intestinal, previniendo el estreñimiento.

Su riqueza en oligoelementos la convierten en un alimento muy adecuado para personas inmunodeprimidas, anémicas o enfermas. Contiene más de 600 mg de calcio por cada 100 gramos de alimento, esto es, 5 veces más que la leche, es rica también en potasio, silicio, magnesio y zinc.

¿La chía es buena para perder peso?

Los famosos efectos tan buenos que tiene la chía para la salud no son muy concluyentes, aunque nadie dudaría de ello analizando su valor nutricional. Tampoco lo son en la pérdida de peso, pues se vende en muchos establecimientos con este fin, pero estudios como éste demuestran que no promueve directamente la pérdida de peso.

Lo que si sabemos es que a pesar de eso, es útil para reducir la presión arterial, regula los niveles de triglicéridos, mejora en gran medida los biomarcadores hepáticos en análisis de sangre y decelera el envejecimiento al ser rica en antioxidantes. Por todo esto, podemos deducir que aunque no sea directamente, si que indirectamente puede colaborar en procesos de adelgazamiento, acompañanado su consumo de otros hábitos y alimentos saludables.

En resumen, tenemos un superalimento al alcance de nuestra mano que podremos conseguir en cualquier herbolario, incluso en la zona ecológica de las grandes superficies. El consumo de chía se aconseja mucho en personas que practican deporte de alta intensidad, por su valor nutritivo, no por sus efectos ergogénicos, que aún siguen por demostrarse.

Incluid semillas de chía un par de veces en semana y no lo olvidéis, ¡a seguid san@s!

 

Mira esto

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario